Exportación / Importación

 

Las leyes estadounidenses en materia de exportaciones tienen amplios efectos extraterritoriales, y como regla general se aplican a las personas y empresas estadounidenses, incluyendo sus oficinas y sucursales en el exterior, en todas partes del mundo, lo que impacta sus operaciones con terceros no estadounidenses.

Nuestro Estudio posee amplia experiencia en cuestiones relacionadas con el cumplimiento de las normativas aplicables en materia de exportación que surgen en el contexto de las operaciones cross-border, incluyendo:

Sanciones OFAC

Sanciones comerciales y económicas específicas por país, basadas en los objetivos de Estados Unidos en materia de política exterior y seguridad nacional, incluyendo controles de exportación y reexportación administrados por la Oficina de Control de Activos Extranjeros ("OFAC", por sus siglas en inglés) del Departamento del Tesoro de Estados Unidos, dirigidas contra ciertos países extranjeros, organizaciones terroristas y traficantes de droga internacionales.

EAR

Las Normas de Administración de Exportaciones ("EAR", por sus siglas en inglés) administradas por la Oficina de Industria y Seguridad ("BIS", por sus siglas en inglés) dependiente del Departamento de Comercio de Estados Unidos, por razones de seguridad nacional, política exterior, antiterrorismo, y no proliferación de armas, que se aplican a la mayoría de los bienes y tecnología de "uso dual", incluyendo de manera no taxativa, la Lista de Control de Comercio, donde se especifican los artículos y tecnología sujetos a control y las circunstancias en las cuales pueden exportarse, las licencias necesarias para ciertas exportaciones, las normas anti-boycott, y la Lista de Entidades y la Lista de Personas Rechazadas, que prohíben o limitan las exportaciones a las personas y entidades allí designadas.

ITAR

Las Normas en Materia de Tráfico Internacional de Armas ("ITAR", por sus siglas en inglés), que regulan la exportación de artículos de defensa y la tecnología y servicios relacionados, que se identifican en el Listado de Municiones de Estados Unidos. La misma es administrada por la Dirección de Controles Comerciales de Defensa ("DDTC", por sus siglas en inglés) dependiente del Departamento de Estado de los Estados Unidos.